DÍA INTERNACIONAL DE LA MUJER Y LA NIÑA EN LA CIENCIA

Con el objetivo de intentar hacer visible el trabajo de las científicas y fomentar la vocación investigadora en las niñas a través de la creación de roles femeninos, en España, un grupo de investigadoras y comunicadoras científicas lo conmemoran coordinando la Iniciativa 11 de febrero , Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, en la que participarán numerosos colectivos e instituciones organizando diversas actividades del 6 al 19 de este mes.

En la agenda para estas dos próximas semanas, habrá talleres, charlas, actuaciones, concursos, exposiciones, citas con científicas, editatones de Wikipedia y mesas redondas. Estas tendrán lugar en museos, centros culturales, universidades y centros de investigación, centros educativos, librerías, sitios emblemáticos y hasta bares.

El Centro de Investigación del Cáncer (CIC) de la Universidad de Salamanca acoge la exposición fotográfica “Hitos Femeninos en las ciencias biomédicas” con motivo de la conmemoración de este importante día.

La exposición está compuesta por una selección de fotografías que representan algunos de los logros científicos llevados a cabo por mujeres en el ámbito de la biomedicina (desde las pioneras a las actuales), cuyas investigaciones han contribuido al avance de la Ciencia.

Esta exposición cuenta con la colaboración del Servicio de Actividades Culturales y podrá visitarse del 6 al 12 de febrero en la sede del Centro de Investigación del Cáncer y del 13 al 19 en el INCyL.

cartel-11feb.gif

Mujer y la Niña en la Ciencia

En el año 2015, la Asamblea General de las Naciones Unidas decidió proclamar el día 11 de febrero como el “Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia”, con la intención de visibilizar y promover la participación de las mujeres en la ciencia.

Con la celebración de este día se pretende eliminar toda forma de discriminación contra la mujer mediante, entre otras cosas, la promoción del establecimiento de políticas y planes de estudio en el campo de la ciencia, incluidos programas escolares,  para reconocer los logros, alentar una mayor participación y promover las perspectivas de carrera de mujeres y niñas en la ciencia.

En España, la plataforma http://www.11defebrero.org y sus promotores, están llevando a cabo una campaña para conmemorar esta fecha, animando a que centros de investigación, centros de educación primaria y secundaria, Universidades e instituciones públicas y privadas, organicen actividades que ayuden a visibilizar el trabajo de las científicas.

“La ciencia y la igualdad de género son vitales para realizar los Objetivos de Desarrollo Sostenible, incluidos en la Agenda 2030. En los últimos 15 años, la comunidad internacional ha hecho un gran esfuerzo inspirando y promoviendo la participación de las mujeres y las niñas en la ciencia. Desafortunadamente, ellas siguen enfrentándose a barreras que les impiden participar plenamente en esta disciplina. De acuerdo con un estudio realizado en 14 países, la probabilidad de que las estudiantes terminen una licenciatura, una maestría y un doctorado en alguna materia relacionada con la ciencia es del 18%, 8% y 2%, respectivamente, mientras que la probabilidad para los estudiantes masculinos es del 37%, 18% y 6%.” (Naciones Unidas)

Solo un 7% de las niñas se ven como científicas en el futuro

Si nos preguntan por el nombre de varios científicos ilustres, probablemente no tengamos mayor problema en elaborar una lista. Sin embargo, tendríamos problemas cuando nos pidieran nombres de científicas ilustres. Mencionaríamos a Marie Curie… y pocas más, y no porque no haya habido muchas mentes brillantes femeninas en el campo de la ciencia y de la investigación, sino porque, desgraciadamente, han quedado en el recuerdo de pocos y el olvido de muchos.

No es necesario echar un vistazo al pasado para encontrar mentes femeninas brillantes; ni siquiera es necesario salir de nuestras fronteras. En España contamos con científicas de renombre internacional, como son la bioquímica Margarita Salas, la física-óptica Josefa Yzuel o la bióloga molecular María Blasco.

Que la sociedad conozca sus nombres y su trabajo, que valore lo que hicieron en el pasado y en la actualidad, es importante: porque la escasa visibilidad de la mujer científica en nuestra sociedad, así como la existencia de estereotipos –tenemos una imagen de los científicos prioritariamente masculina–, provocan poco interés en las ciencias por parte de las niñas y las jóvenes. Y probablemente estamos perdiendo mucho talento por el camino.

Pese a que la presencia de mujeres en programas universitarios es de más del 50%, el número de catedráticas y profesoras no llega, ni mucho menos, a acercarse.

La celebración del  Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia está más que justificada: solo un 7% de las chicas creen que tendrán una profesión relacionada con la ciencia, según datos proporcionados por la Iniciativa 11 de febrero. Y pese a que la presencia de mujeres en estudios universitarios es hoy del 54,5% (cifra que supera la media del 52,4% de la UE), por ejemplo, en el caso de carreras como Física o Ingeniería, no llegan al 30%. Y los datos son aún menos halagüeños según la mujer progresa en la carrera investigadora, ya que “el número de catedráticas de universidad y profesoras de investigación del CSIC no llega al 25%”, destacan en un comunicado.

Asimismo, denuncian que “la presencia femenina es desproporcionadamente baja en las nominaciones u obtenciones de premios científicos. Diferentes estudios muestran que mujeres y niñas se enfrentan a los sesgos involuntarios de los evaluadores”. En este sentido, explican que, a lo largo de su carrera, mujeres con los mismos méritos y el mismo grado de productividad que los hombres son consideradas menos competentes.

REVISTA MUY INTERESANTE

Mi opinión :

Me entristece saber que aún estando en el S.XXI todavía queda mucho camino para llegar a una total igualdad entre hombres y mujeres. Hay una frase que dice mi buena amiga y compañera de blog Patricia: “no te rindas solo porque las cosas se pusieron difíciles, recuerda: si vale la pena no será fácil.” Eso es lo que debemos hacer las mujeres, ¡¡¡¡no rendirnos!!!! Si queremos ser científicas (abogadas, periodistas, juezas, policías, etc) debemos estudiar y esforzarnos mucho para ser capaces de superar cualquier obstáculo (machismo incluido) para alcanzar nuestra meta. Tal vez no sea fácil, pero merece la pena.

PDT: NO OLVIDEMOS NUNCA A LAS MARAVILLOSAS MUJERES QUE HAN TRABAJADO MUY DURO EN DISTINTAS ÉPOCAS SIN GANAR NADA A CAMBIO Y QUEDANDO MUCHAS VECES EN EL OLVIDO.

Ángela